Black Friday e-commerce Eventos Pagos online

El Black Friday es uno de los días para disfrutar de las grandes ventajas de la venta online, pero cuidado, porque estar conectados implica también estar expuestos. Las organizaciones y empresas han de llevar a cabo una labor fundamental para ser menos vulnerables -tanto ellas cómo sus clientes-. En días claves como el Black Friday, las tiendas online alzan sus ventas, ocasionando mucha presión para ellas, y un incidente de seguridad puede llegar a tener un gran coste -no solo económico-.

Los delincuentes utilizan a las empresas para obtener sus beneficios. Por un lado, pueden falsificar las páginas web de las tiendas online para beneficiarse de los datos de los usuarios que compren o usen las claves de acceso de la plataforma -phishing-. Por otro lado, utilizan los canales de servicios de mensajería instantánea típicos de bancos y tiendas online, suplantándolas para engañarnos con mensajes de ofertas de productos y servicios, de recibo de pedidos o peticiones de datos a los usuarios, con los que logran ganar mucho dinero.

A demás, el objetivo económico de los ciberdelincuentes puede estar en los datos o en la riqueza de la organización: un ataque muy utilizado es el del “Fraude al CEO”, éste consiste en suplantar la identidad de una persona de alta jerarquía en la organización para realizar peticiones como transferencias de dinero, planes de negocio, información bancaria, bases de datos, credenciales, etc. En fechas como estas, donde las empresas tienen muchos frentes abiertos y la incertidumbre inunda la organización, los cibercriminales aprovechan para causar estragos por estas vías, y cómo firma empresarial, debemos hacer lo posible para reducir los daños. Desde Grupo Oesia os dejamos algunas recomendaciones para que llevemos a cabo un e-commerce sin peligros de ataque:

Para evitar riesgos, como empresa  debemos tener de antemano una prevención, es decir, contar con una seguridad informática -Soluciones TI- que logre amparar los sistemas y dispositivos antes, durante, y después de un incidente. Esto nos hará más eficientes y menos vulnerables a sufrir cualquier ataque. Si se realizan auditorías de seguridad periódicas se pueden conocer las fallas por las que nos pueden atacar y huecos por los que pueden acceder los criminales. Esto ayuda a la imagen social de marca, así que obtener un certificado ISO puede ser de ayuda para aumentar la competitividad de la empresa y llegar a ser la entidad que los consumidores escojan en el Black Friday.

Entre las cuestiones a tener en cuenta de antemano, debemos prestar atención a llevar un control de accesos -para saber en todo momento quién está en línea-, hacer copias de seguridad -dando la posibilidad de recuperar los datos después de un ataque, parar el rendimiento de la organización-, mantener el software actualizado en la última versión, tener una protección antimalware en todos los equipos y dispositivos corporativos y asegurar la red corporativa y la Wifi.

La utilización de métodos de pago seguros es de vital importancia. A parte de  incrementar la confianza de los usuarios, y elevar la imagen de marca, utilizar un método de pago de confianza puede hacer que en días con tantas transiciones cómo el Black Friday, la venta online no se convierta en una pesadilla.

En días como estos es recomendable enseñar a los usuarios y clientes las formas seguras de acceder a nuestra página web y comunicarse con la empresa si tienen algún problema o duda. Para ello, debemos hacerles llegar unas pautas para entrar, navegar y comprar de forma segura a nuestra web, enseñándoles cual es la URL verdadera de la empresa, que posibles suplantaciones de la web pueden acontecer y que datos nunca van a pedir de forma online, para que los usuarios estén atentos a posibles fraudes.

A parte, es completamente útil tener una vía de reportes ¿Para que sirve esto? Si algún cliente sufre alguna estafa o fraude por suplantación de identidad de nuestra empresa, es apropiado y conveniente tener una vía para que llegue la notificación a la empresa, y así tener conocimiento sobre posibles ataques de ciberseguridad orientados a la suplantación de identidad a nuestro e-commerce.

Tener un gestor de contenidos en las plataformas online es de importancia, ya que cualquier cambio en la web de la empresa o publicidad que se adscribe a ella de forma diferente, tiene que saltar las alarmas: puede que estén suplantando la identidad de la empresa y hacernos pasar una mala jugada.

Por último, se debe invertir en la formación y concienciación de todos los empleados. Es necesario desarrollar una estrategia específica para que el personal forme parte activa en la ejecución de las medidas de seguridad implantadas ya que las personas son los eslabones más débiles de la ciberseguridad de la empresa.

Con estos tips podemos asegurar la venta de nuestro E-Commerce, algo necesario en épocas de estrés cómo el Black Friday.

Author

Lidia Fernández

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *